easy-chips

Como buenos exclavos del super que somos ya nadie se plantea hacer sus propias patatas fritas. Un plato tan simple y sencillo como este (y barato), lo compramos medio preparado por ahorrarnos dos minutos justificándonos en que por 20-50 céntimos no merece la pena. Porque si echamos cuentas al final la comodidad es cara. Hoy quisiera daros un truco para quedar bien cuando no nos apetece ser exclavos de ruflex o mcCayn. Solo necesitamos un pelapatatas y una patata.
Ingredientes:

  • 2 Patatas

Lo primero es pelar las patatas y limpiarlas bien con abundante agua. Lavamos también el pela-patatas y vamos repelando la patata. Me explico, seguimos pelándola aún sin piel, y guardamos estas laminas en un bol o plato. Un “truco” para hacerlo más fácil es intentar dejar la patata cuadriculada, aunque no quedan tan bonitas podemos hacer las láminas mas uniformes.
patatas chips con huevos fritos
Una vez hayamos laminado toda la patata ponemos a calentar abundante aceite en una sarten pequeña a poder ser, o una freidora si tenemos. Cuando el aceite este bien caliente vamos echando las patatas una a una, como si las sumergiéramos en el aceite. Así no se nos juntan y quedan mas tostaditas. Es preferible hacer varias tandas, ya que si metemos muchas patatas a la vez se cuecen y no quedan crujientes.
Una vez tostadas y crujientes las ponemos en un plato con un poco de papel de cocina para eliminar el exceso de aceite y “voi-la”, ya tenemos el acompañamiento perfecto para un huevo frito, como se puede ver en la foto.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *